Entradas

Actividad económica en una asociación

Es importante entender el concepto de actividad económica para conocer cuales son las obligaciones fiscales que puede tener una asociación. En general, las personas confunden el término «entidad no lucrativa» con el término «actividad económica», planteándolas como incompatibles la una con la otra.

Una entidad sin ánimo de lucro es aquella que no reparte entre sus socios los excedentes positivos de la entidad sino que los reinvierte en la propia asociación para el cumplimento de sus fines. Para obtener dichos excedentes, la asociación puede recibir ingresos de distinta índole como cuotas de socios, donativos, subvenciones,…y además los provenientes de actividades económicas.

¿Qué es actividad económica?

La definición oficial de actividad económica es «la ordenación por cuenta propia de medios de producción y de recursos humanos, o de uno de ambos tipos de recurso, para la producción o distribución de bienes o servicios» y en la misma no se hace referencia al objetivo de la entidad. Esto significa que si la asociación vende productos de comercio justo, para Hacienda es una tienda igual que pueda ser otro comercio que venda productos similares. En la definición tampoco se hace referencia a la obtención o no de beneficios, es decir, si la asociación presta un servicio o vende un bien por debajo de su coste se seguiría considerando actividad económica.

Únicamente se considera que una asociación no tiene actividad económica cuando la misma se dedica a la concesión de ayudas individuales o a repartir fondos.

¿Qué es el IAE?

El IAE es el Impuesto de Actividades Económicas y grava el ejercicio de una actividad económica. Por tanto, las asociaciones deberán darse de alta en alguno o algunos de sus epígrafes en función de la actividad que realicen y en base al listado que la Agencia Tributaria ha elaborado. Para ello deberán presentar la declaración censal correspondiente (modelo 036).

El artículo 82 del Texto refundido de la Ley Reguladora de las Haciendas Locales estable las entidades exentas de tributar por este impuesto, aunque es necesario darse de alta.

En esta publicación sólo hablamos de las actividades económicas, ya que si éstas están sujetas o no al Impuesto sobre el Valora Añadido (IVA), están exentas o no de repercutir IVA o si se consideran rentas exentas o no exentas de tributar en el Impuesto sobre Sociedades supone una complejidad mayor que habría que analizar con mayor detenimiento

Publicado 24/05/2022

Cooperativas sin ánimo de lucro

Las cooperativas sin ánimo de lucro son aquellas cooperativas que sin importar su objeto cumplen una función social, es decir, cuyo principal objetivo es mejorar las condiciones de vida de las personas en general.

En tal sentido, hay una discusión desde hace muchos años en torno a si no deberían considerarse todas las cooperativas como organizaciones sin ánimo de lucro, pero se ha terminado por aceptar la existencia de cooperativas que sí tienen como objeto el lucro, como las cooperativas agrícolas, mineras o de transporte, entre otras.

La normativa que reglamenta las cooperativas está contenida en la Ley 27/1999, de 16 de julio, de Cooperativas, complementada por las distintas legislaciones autonómicas, que han denominado las cooperativas sin ánimo de lucro con diferentes nombres.

Son los casos, por ejemplo, de integración social (Andalucía, Comunidad de Madrid, Comunidad Valenciana, Galicia, La Rioja, País Vasco), de servicios sociales (Aragón), de inserción social (Islas Baleares) y de bienestar social (Navarra, Extremadura).

Son consideradas generalmente cooperativas sin ánimo de lucro aquellas dedicadas a la enseñanza y educación infantil, a la inserción de personas con dificultades de acceso al mercado laboral, o a la formación y apoyo a actividades de personas con alguna discapacidad.

También las dedicadas a la prestación de servicios sociales (asistencia a adultos mayores, programas de adopción, comedores populares, etc.), creación y manejo de viviendas tuteladas, y un largo etcétera.

Ventajas

En primer lugar, hay que considerar si la finalidad y las actividades que realiza la cooperativa pueden considerarse como de interés social.

De ser así una de las ventajas principales es que las cooperativas sin ánimo de lucro tienen prioridad a la hora de contratar servicios y prestaciones con las distintas administraciones, en sectores como educación o salud.

De hecho, existen determinadas áreas de la administración pública que exigen directamente la contratación de cooperativas o entidades sin ánimo de lucro.

Otra ventaja es la posibilidad de acceder a subvenciones y aportes de las administraciones o de otras instituciones gubernamentales o no gubernamentales, para el logro del objetivo de la cooperativa.

Además, las cooperativas sin ánimo de lucro reciben un tratamiento privilegiado desde el punto de vista fiscal.

Dependiendo de las actividades que realice, puede estar exenta del IVA, por ejemplo: actividades relacionadas con la protección de infancia y juventud, con personas de la tercera edad o personas con discapacidad, con asistencia social comunitaria y familiar, con asistencia a reclusos y reinserción social, prestación de servicios de alimentación y transporte a niños, adultos mayores, personas con discapacidad, etc.

Desventajas

Entre las desventajas, que además está implícita en la definición de esta clase de asociación, está el hecho de que no hay repartición de excedentes o ganancias entre los miembros de la asociación, y hay un límite establecido en los honorarios y retribuciones.

Además, los miembros del Consejo Rector tampoco podrán cobrar honorarios por su labor.

Los excedentes o ganancias de la cooperativa se deben reinvertir en ella o en el cumplimiento de sus objetivos.

Aunque tenga ventajas fiscales, las cooperativas no lucrativas no están exentas del Impuesto de Sociedades.

Publicado el 12/05/2022

¿Las entidades sin ánimo de lucro tienen que presentar el modelo 111?

El modelo 111, es un modelo trimestral, en el que las entidades sin ánimo de lucro detallan las retenciones realizadas a cuenta del IRPF de los trabajadores que tienen contratados, profesionales que hayan realizado algún servicio, formadores y/o los ponentes, durante el último trimestre.

El mismo se presenta durante los meses de abril, reflejando las retenciones practicadas en el primer trimestre, julio con las retenciones del segundo trimestre, octubre con el tercer trimestre y enero del año siguiente con los datos del cuarto trimestre. Las fechas de presentación son entre el 1 y el 20 del mes correspondiente a cada trimestre.

A través de dicha liquidación la entidad informa a Hacienda de cuánto ha retenido a sus trabajadores o profesionales y efectúa el pago de dicha liquidación.

También tienen que detallarse los premios obtenidos tras participar en juegos, concursos o rifas o las ganancias patrimoniales obtenidas por el aprovechamiento forestal en montes públicos, si durante el periodo la entidad ha retenido por alguno de estos conceptos menos habituales.

¿Cómo se puede presentar el modelo 111?

Para las entidades sin ánimo de lucro solo cabe su presentación de forma online.

Para completarlo han de tener en cuenta tres conceptos básicos:

  • Número de perceptores, que es el número de personas a las que se ha aplicado las retenciones.
  • Importe de las percepciones, que es la cantidad que se ha pagado a dichas personas.
  • Importe de las retenciones, que es el total retenido

Todas estas cantidades se detallan separadas por rendimientos del trabajo o de actividades económicas y dentro de cada uno de ellos se especifica también si son rendimientos dinerarios o en especie.

Publicado 31/03/2022

Soy una asociación ¿puedo emitir una factura?

Una asociación, sin ánimo de lucro, es la unión de varias personas, físicas o jurídicas, que se organizan con el objetivo promover o desarrollar una labor social, artística o cultural.

Sin embargo, el hecho de no tener ánimo de lucro no significa que no puedan realizar actividades económicas y que, en consecuencia, tenga que emitir facturas.

Aunque las asociaciones están exentas de pagar el Impuesto de Actividades Económicas (siempre y cuando no generen ingresos superiores al millón de euros), deben cumplir con la obligación fiscal de emisión de facturas cuando estas sean necesarias. Al emitir una factura se deben regir por el Reglamento por el que se regulan las obligaciones de facturación, y deben llevar el siguiente contenido:

  • Razón social de la asociación, NIF (Número de Identificación Fiscal) y domicilio fiscal.
  • Datos del cliente: nombre completo, NIF/CIF y dirección.
  • Facturas numeradas y en correlación: las facturas deben estar numeradas y llevar una correlación con las anteriores y las que le siguen.
  • Fecha de la emisión: deben llevar la fecha de cuando fue emitida y la fecha de cuando se realizó el servicio, si la factura se elaboró en una fecha diferente.
  • Descripción del servicio o producto: debe indicar qué actividad o producto se corresponde con el pago que se realiza.
  • Precio unitario del servicio o producto: el precio del servicio o producto sin los impuestos que correspondan.
  • Tipo de IVA que se aplica: se indica qué tipo de IVA corresponde.
  • Base imponible: es la cuantía sobre el cual se va a calcular el impuesto aplicable o las deducciones.
  • Cuota tributaria: porcentaje y cuantía para añadir a la base imponible.
  • Importe total: cuantía total por el producto o servicio.

Publicada 29/03/2022

Modelo 347. Declaración informativa. Declaración anual de operaciones con terceras personas

El modelo 347 es una declaración informativa anual sobre las operaciones con terceras personas.

Las entidades sin ánimo de lucro están obligadas a presentar dicha declaración siempre que el total de estas operaciones supere los 3.005,06 euros (IVA incluido).

¿Qué operaciones se incluyen en el modelo 347?

Las operaciones que se incluyen en la presentación del modelo 347 son las siguiente:

  • Entregas y adquisiciones de bienes y servicios, tanto las sujetas como las exentas de IVA. No se incluirán los servicios sujetos a retención.
  • Operaciones inmobiliarias.
  • Subvenciones recibidas de la Administración Pública.
  • Operaciones de entidades aseguradoras.
  • Anticipos de clientes y proveedores.
  • Arrendamientos no sujetos a retención.

¿Qué información hay que incluir en el modelo 347?

Los datos que hay que incluir en el formulario son los siguientes:

  • Número y relación de las personas y entidades con quien se han realizado las operaciones
  • Importe total anual y trimestral de las operaciones realizadas (IVA incluido)
  • Número total y relación de los inmuebles alquilados afectos a dichas operaciones
  • Importe total del alquiler de los inmuebles afectos

Plazo de presentación del modelo 347

La presentación del modelo 347 se realiza durante el mes de febrero de cada año y se declaran las operaciones realizadas durante el año natural anterior.

Publicado 08/02/2022

Modelo 182. Declaración informativa de donativos, donaciones y aportaciones recibidas.

El modelo 182 es la declaración informativa en la que se incluyen los donativos, donaciones y aportaciones recibidas que den derecho a deducción en el Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas, el Impuesto sobre la Renta de no Residentes o en el Impuesto sobre Sociedades.

Tendrán que presentarlo las fundaciones y asociaciones declaradas de utilidad pública y cualquier otra entidad que se acoja a la Ley 49/2002, de 23 de diciembre, de régimen fiscal de las entidades sin fines lucrativos y de los incentivos fiscales al mecenazgo, cuando reciban donativos, donaciones o aportaciones y hayan expedido la certificación acreditativa del donativo, donación o aportación.

La entidad receptora de donativos, donaciones y aportaciones tendrá que emitir al donante o aportante un certificado que acredite dichas donaciones o aportaciones.

El contenido mínimo de la certificación es la siguiente:

  • Número de identificación fiscal y los datos de identificación personal del donante y de la entidad donataria.
  • Mención expresa de que la entidad donataria se encuentra incluida en las reguladas en el artículo 16 de esta Ley.
  • Fecha e importe del donativo cuando éste sea dinerario.
  • Documento público u otro documento auténtico que acredite la entrega del bien donado cuando no se trate de donativos en dinero. Las facturas o los albaranes, siempre que consten por escrito y sean fidedignos podrían ser, en su caso, considerados como documentos auténticos a los efectos del artículo 24.3.d) de la Ley 49/2002.
  • Destino que la entidad donataria dará al objeto donado en el cumplimiento de su finalidad específica.
  • Mención expresa del carácter irrevocable de la donación, sin perjuicio de lo establecido en las normas imperativas civiles que regulan la revocación de donaciones.

Recurrencia importes donados: cuando en los dos períodos impositivos inmediatos anteriores se han realizado por el declarado donativos, donaciones o aportaciones con derecho a deducción en favor de dicha entidad por importe igual o superior, en cada uno de ellos, al del ejercicio anterior. La recurrencia comienza a partir del tercer ejercicio declarado.

Tanto en el Impuesto sobre Sociedades como en el IRPF, la deducción tendrá como límite el 10,00% de la base imponible del período impositivo de cada uno de los impuestos. Las cantidades que excedan este límite en el Impuesto Sobre Sociedades podrán aplicarse en las liquidaciones de los períodos impositivos que concluyan en los 10 años inmediatos y sucesivos, mientras que en IRPF no existe esa opción.

La presentación del modelo 182 se realizará entre el 1 y 31 de enero de 2022, en relación con los donativos, donaciones y aportaciones recibidas o disposiciones realizadas durante el año natural anterior, es decir, 2021.

Publicada 18/01/2022

Tributación de la Lotería de Navidad en las entidades sin ánimo de lucro

Recibir un premio de lotería siempre es una buena noticia, aunque también suele generar muchas dudas en relación con la forma en la que debemos tributar cuando esta situación se produce.

Cómo se hacen las participaciones de la Lotería de Navidad

Las participaciones son un contrato entre dos partes. La entidad compra un número o varios que, en caso de coincidir con el número ganador, entregará al dueño de la participación una parte proporcional del premio.

¿Qué requisitos tienen que cumplir las participaciones?:

  1. La entidad, única y exclusivamente, es la que asume la obligación de pago.
  2. En la participación se tiene que indicar el sorteo y la fecha para el cual se participa. En este caso, Sorteo Extraordinario de Navidad 2021 a celebrar el 22 de diciembre de 2021.
  3. Indicar el número del décimo, el importe total con el que se juega y aparte el donativo adicional para la causa benéfica correspondiente. Es importante indicar que se trata de un donativo.
  4. Razón social y CIF de la entidad que organiza la venta de participaciones, además de una dirección de contacto.
  5. En la participación tiene que aparecer que Hacienda retendrá el 20% de los premios superiores a 40.000 €. Es importante incluir este aviso para evitar reclamaciones del total del premio íntegro para esos casos.

Cómo se tributan los premios

Los premios inferiores a 40.000 € están exentos de tributar. A partir de esa cantidad habrá que pagar un 20% de las ganancias obtenidas. Este importe hace referencia al décimo y no a la participación.

La forma de pagar el impuesto suele ser previa al cobro del premio. De esta forma, cuando recibes el premio la cantidad ya lleva aplicada la retención y la entidad, sólo, se encargará de repartir entre quienes compraron las participaciones su parte proporcional.

La tributación de los premios es la siguiente:

  • Primer premio “el Gordo”: De los 400.000 € estarían exentos 40.000 €, y la diferencia 360.000 € tributarían al 20%. Por tanto, Hacienda se quedaría con 72.000 € y el premiado con 328.000 €.
  • Segundo premio: De los 125.000 € estarían exentos 40.000 €, y la diferencia 85.000 € tributaría al 20%. Por tanto, Hacienda se quedaría con 17.000 € y el premiado con 108.000€.
  • Tercer premio: De los 50.000 € estarían exentos 40.000 €, y la diferencia 10.000 € tributaría al 20%. Por tanto, Hacienda se quedaría con 2.000 € y el premiado con 48.000€.
  • Cuarto premio, quinto premio, pedrea, resto de aproximaciones y reintegros: Todos por debajo de los 40.000 €, estarían exentos de tributar.

Publicada 20/12/2021

¿Están las entidades sin ánimo de lucro obligadas a presentar el modelo 347?

El modelo 347 es una declaración anual en el que se comunica a Hacienda las operaciones que se han realizado con terceras personas, siempre y cuando hayan sido superiores a 3.005,06 euros, en la totalidad del año. Por tanto, asociaciones, fundaciones y federaciones están obligadas a presentar dicha declaración.

La presentación tiene una periodicidad anual y el plazo de presentación es del 1 de febrero al 1 de marzo de 2021. Las entidades están obligadas a realizar dicha presentación de forma electrónica, empleando la firma electrónica avanzada.

En la declaración hay que incluir la suma de las operaciones realizadas durante el año 2020, de acuerdo con el artículo 69 del Reglamento de IVA, diferenciando las facturas emitidas, facturas recibidas y subvenciones recibidas de Administraciones Públicas.

La no presentación o cumplimentación incorrecta, según el artículo 198 de la Ley General Tributaria, puede ser sancionada con una multa pecuniaria fija de 20 euros por cada dato o conjunto de datos referidos a una misma persona o entidad que hubiera debido incluirse en la declaración con un mínimo de 300 euros y un máximo de 20.000 euros.

Publicada 16/02/2021

La cuota de socios y el IVA

Entendemos como cuota ordinaria de socio una cantidad de dinero que los asociados están obligados a abonar de forma regular a la entidad y que no está vinculada a un uso específico ni suponen la entrega por parte de la asociación de un producto o servicio al socio.

De forma general, podemos indicar que la cuota de socio no se produce en el contexto de una actividad económica y, por tanto, no se encuentra sujeta al IVA.

Sin embargo, las aportaciones y cuotas soportadas por los asociados estarían sujetas y no exentas siempre que dichas cuotas retribuyan los servicios prestados a los asociados o la utilización de bienes por los mismos, por cuanto que, en tal caso, constituyen rendimientos de una explotación económica. Para que no se entienda que la cuota de socio es la contraprestación de determinados servicios que la asociación pueda prestar, entendemos que deberían darse las siguientes características:

  • que la cuota no varíe en función de los servicios recibidos
  • que su importe sea poco relevante en relación con el coste de dichos servicios

Además, existen casos en los que la cuota sí supone el pago de servicios prestados por la asociación pero que dicha cuota se pueda considerar exenta de repercutir IVA. Estos casos vienen regulados en el artículo 20.uno.12º de la Ley de IVA:

“Las prestaciones de servicios y las entregas de bienes accesorias a las mismas efectuadas directamente a sus miembros por organismos o entidades legalmente reconocidos que no tengan finalidad lucrativa, cuyos objetivos sean exclusivamente de naturaleza política, sindical, religiosa, patriótica, filantrópica o cívica, realizadas para la consecución de sus finalidades específicas, siempre que no perciban de los beneficiarios de tales operaciones contraprestación alguna distinta de las cotizaciones fijadas en sus estatutos.”

Por tanto, hay que analizar de forma individual la situación de cada asociación para determinar si la cuota está sujeta o no al IVA y en caso de estar sujeta, si está exenta o no de repercutir IVA.

Publicada 28/12/2020

Modelo 182. Declaración informativa de donativos, donaciones y aportaciones recibidas

¿Qué es el modelo 182?

El modelo 182 es la declaración informativa en la que se incluyen los donativos, donaciones y aportaciones recibidas que den derecho a deducción en el Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas, el Impuesto sobre la Renta de no Residentes o en el Impuesto sobre Sociedades.

¿Quién tiene que presentar el modelo 182?

Tendrán que presentarlo las fundaciones y asociaciones declaradas de utilidad pública y cualquier otra entidad que se acoja a la Ley 49/2002, de 23 de diciembre, de régimen fiscal de las entidades sin fines lucrativos y de los incentivos fiscales al mecenazgo, cuando reciban donativos, donaciones o aportaciones y hayan expedido la certificación acreditativa del donativo, donación o aportación.

¿Cómo se justifican los donativos recibidos?

La entidad receptora de donativos, donaciones y aportaciones tendrá que emitir al donante o aportante un certificado que acredite dichas donaciones o aportaciones.

El contenido mínimo de la certificación es la siguiente:

  • Número de identificación fiscal y los datos de identificación personal del donante y de la entidad donataria.
  • Mención expresa de que la entidad donataria se encuentra incluida en las reguladas en el artículo 16 de esta Ley.
  • Fecha e importe del donativo cuando éste sea dinerario.
  • Documento público u otro documento auténtico que acredite la entrega del bien donado cuando no se trate de donativos en dinero. Las facturas o los albaranes, siempre que consten por escrito y sean fidedignos podrían ser, en su caso, considerados como documentos auténticos a los efectos del artículo 24.3.d) de la Ley 49/2002.
  • Destino que la entidad donataria dará al objeto donado en el cumplimiento de su finalidad específica.
  • Mención expresa del carácter irrevocable de la donación, sin perjuicio de lo establecido en las normas imperativas civiles que regulan la revocación de donaciones.

Porcentajes de deducción aplicables al ejercicio 2020

Recurrencia importes donados: cuando en los dos períodos impositivos inmediatos anteriores se han realizado por el declarado donativos, donaciones o aportaciones con derecho a deducción en favor de dicha entidad por importe igual o superior, en cada uno de ellos, al del ejercicio anterior. La recurrencia comienza a partir del tercer ejercicio declarado.

Tanto en el Impuesto sobre Sociedades como en el IRPF, la deducción tendrá como límite el 10,00% de la base imponible del período impositivo de cada uno de los impuestos. Las cantidades que excedan este límite en el Impuesto Sobre Sociedades podrán aplicarse en las liquidaciones de los períodos impositivos que concluyan en los 10 años inmediatos y sucesivos, mientras que en IRPF no existe esa opción.

Plazo y forma de presentación

La presentación del modelo 182 se realizará entre el 1 y 31 de enero de cada año, en relación con los donativos, donaciones y aportaciones recibidas o disposiciones realizadas durante el año natural anterior.

Publicada 17/12/2020